Eli Paperboy Reed tiene nuevo disco y nos hace visita para presentarlo. Lo ha titulado “Down Every Road“ y es un homenaje a la leyenda del country Merle Haggard en clave soul que le ha quedado de miedo. El concierto es en la sala Azkena de Bilbao. Te choca el sitio elegido porque las visitas de Eli siempre han sido multitudinarias y te esperas sitios con más aforo. Igual va a ser que hubo un tiempo en que se puso de “moda“ el soul y ahora ya no es tan cool para el personal. No había festival que se precie que no tenía su grupo de soul. Pero bueno, tener a Eli en las distancias cortas mola que no veas y los que estamos disfrutamos como enanos.

Y a pesar de que el escenario tiene el tamaño que tiene Eli se presenta con una banda en que no falta nada que haga que el directo pierda fuelle. La sección de vientos y el teclado parece que lo ha fichado para la ocasión y es autóctono pero saben a la perfección el terreno que pisan y lo bordan en cada momento. La gente que ha venido al concierto está por la labor desde el minuto uno y responde en cada momento a las peticiones de Eli y colabora en todo momento por lo que a Eli se le ve a gusto y disfrutar de su trabajo. Y para meterse al público en el bolsillo desde el principio en una primera parte caen canciones a las que no se resiste ni dios. Hay están “Cut Ya Down”, una soberbia “Name Calling” que ya te deja extasiado, “Well, Alright Now” que te hace levitar con todo el público apoyando el tema con las peticiones de Eli y el “Is All Right”. Se tiene  que apartar la sección de viento que sino no vemos al teclado haciendo de las suyas. Nos desborda con “Your Sins Will Find You Out” y el sentimiento que pone en la interpretación. Turno para dar un repaso a su último trabajo que también es una gozada oírle interpretar esas canciones. Caen “Mama Tried”, “I’m Bringing Home Good News”, “I’m a Lonesome Fugitive”, “I’m Gonna Break Every Heart I Can”, “It’s Not Love, But It’s Not Bad” pero destaca sobremanera la interpretación que hace de “Somewhere Between” con el público entregado en cuerpo y alma y disfrutando de veras. Nos deja sin aliento con “Coulda Had This” y para rematar la faena nada  mejor que “Come and Get It” con un saxo que nos derrite y un “Take my Love” que no lleva al séptimo cielo con todo el público apoyando el tema con sus “yeahs”. Memorable.

Para los bises se presenta en el escenario sólo Eli y su guitarra. Hace petición de que queremos que toque. Y después de varias recomendaciones elige “My Way Home”. Y ahí le tenemos, interpretándola a capella que es todo un regalo para los oídos. Ya con toda la banda se despiden con “Workin’ Man Blues”. Pero la gente quiere más así que les tenemos de nuevo en el  escenario y después de vacilar un rato con sus músicos atacan “Doing’ The Boom Boom” con la que nos deja más que satisfechos y encantados con el “Boom Boom“ que nos pide Eli que repitamos.

Al día siguiente 47.000 personas llenaran San Mames. Pffff….. 


Lugar: Sala Azkena (Bilbao)
Fecha del Evento: 10 de Junio de 2022
Text : Antonio López
Fotografías: Lorenzo Pascual