Apenas con unas horas de antelación, las colas en el Palau olimpic de Badalona hacían presagiar que la noche iba a ser movidita.  A pesar de que el estilo de los de  Sheffield, ha madurado mucho desde que en 2004 presentaron su álbum whatever people say i am that’s what i’m not”,  no dejan de sumar seguidores, y  continúan teniendo un gran público fiel. Llovía casi a manguerazos, pero eso no impedía que en las colas ya se respirase un ambiente festivo, gente cantando sus canciones, llevando sus camisetas, y sobre todo con amplias sonrisas en sus caras.

A las 21:00 con un estadio casi lleno, the strypes, teloneros en la gira de Arctic monkeys salían al escenario a calentar el ambiente, aunque su cometido no resultaría  muy complicado. Con una media de edad que no sobrepasa los 18 años, y inspirados por un Rock and Roll de vieja escuela, estos cuatro chavales sorprendieron gratamente al público, y demostraron que no se achican ante nada.  . Presentaban  “Snapshot”, su primer álbum publicado este mismo año, y con un aire muy de los 60’ llenaron, durante casi una hora, el estadio de buena música y mucha clase.  No queremos imaginar lo que estos cuatro irlandeses serán capaces de conseguir en unos añitos, pero lo que si me arriesgaría a decir con total seguridad es que darán mucho que hablar.

Al finalizar el concierto tuvimos que esperar alrededor de media hora mientras preparaban el escenario para recibir a los Arctic Monkeys; sobre las 22h aproximadamente los de Sheffied emergían en el escenario, con un espectacular juego de luces que hacía referencia al título de su último disco, y que dejaba ver una gran A M que se iluminaba constantemente. El público enloquecía por momentos. Mucho ha cambiado el look de Alex Turner desde sus primeros discos, y es que este chico mejora como el buen vino y esta vez  se dejaba ver con aspecto rockero elegante, y un sensual tupe.

“Do I Wanna Know?” más grave y agresivo  fue el tema elegido para comenzar lo que sería un concierto inolvidable, Continuaron con “Brianstorm” tema de su album “Favourite Worst Nightmare”, guitarras afiladas, arrebatos de post punk, desataba la locura en el palao.

 “Don’t Sit Down Cause I Moved Your Chair”  de su album “suck it and see”, nos llevaba a explorar un territorio más heavy, y oscuro, con sus riffs densos y persistentes. “Teddy Picker” era la siguiente elección, los artic seguían recordándonos sus años más despreocupados y adolescentes, tenían el público en el bote, y solo llevaban cuatro temas, Alex guitarra en mano se pasaba la mano peinándose el pelo, y haciendo gestos con sus manos, que en ocasiones me recordaban a Elvis.  Creo que fue después de este tema donde Alex presento a los cuatro componentes del grupo, recibiendo los aplausos del público.  Poco después sonaron temas más lentos  de su nuevo álbum “One For The Road”o I Want It All”.  En “Crying Lightning” unos cuantos  paraguas  volaban entre el público como si de pelotas se tratasen, “Fireside” de su último álbum, Alex seguía ofreciéndonos lentos y elegantes movimientos de caderas,  su soltura sobre el escenario quedaba patente en cada tema.  El concierto bajo intensidad con temas como  “One For The Road y “I Want it All  de su último álbum AM, sin duda artillería pesada, aunque también había tiempo para que sonaran ya clásicos, “I Bet You Look Good On The Dancefloor” en el que Alex en perfecto catalán se refería a las féminas “Com están les noies?” lo que viene a significar ¿Cómo están las chicas? Para después dedicárnosla a   todas nosotras, o  “Old Yellow Bricks”, acompañado de unas luces amarillas casi  sincronizadas.  “Why’d You Only Call Me When You’re High?”, “Fluorescent Adolescent” para los fans de toda la vida y  “I Wanna Be Yours”  donde a más de una le robo el corazón . Creo que es sin duda uno de los lugares donde mas gente con la aplicación de movil linterna activada he visto nunca, como si de mecheros se tratase la gente movia sus brazos y cantaba sus canciones.

Se despidieron del público que no estaba dispuesto a marcharse, y como era de esperar, la banda apareció otra vez en el escenario para regalarnos un bis de  3 temas,  “Snap Out of It’, ‘Mardy Bum’ y ‘R U Mine’,en los que Alex empuño su guitarra acústica completando así una hora y media escasa de concierto.

Un sonido en todo momento impecable, casi tan bueno como el de un vinilo, y un setlist variado en el que pudimos bailar, saltar como locos y también disfrutar de momentos  más relajados con alguna balada, hizo que todo el mundo quedase contento, no había más que mirar la cara de satisfacción de los presentes. Sin duda Arctic monkeys se reafirmaron como una de las grandes bandas del momento, y hagan lo que hagan, seguiremos siendo suyos.


Lugar: Palau Olimpic (Barcelona)
Fecha del evento: 16 de noviembre de 2013
Texto: Zuti

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies