Berri Txarrak, lleno absoluto en un BEC rendido a sus pies

Un día me dicen que Los Baboon Show van a ser los teloneros de Berri Txarrak en el BEC. Y en ese momento que se llevan vendidas más de 8.000 entradas y flipo en colores. Ni idea de que Berri Txarrak tendrían tanto tirón. Al final van a ser más de 10.000 personas. Así que resulta curioso que sea el telonero el que me motive a ir al concierto. Pero bueno ya que voy le echo una oída al último de Berri Txarrak “Infrasoinuak”. Y me gusta. Creía que me iba a encontrar con otra cosa y resulta que escucho canciones que me remiten a los Weaser, The Lemonheads. Nirvana y movidas de estas. No faltan también los acelerones más hardcoretas y en conjunto es muy disfrutable.

Aunque se llegue un poco justo hay que entrar rápido porque no me quiero perder a los Baboon Show. Veo las colas y me digo que me los pierdo. Pero no sé porque la gente hace cola para subir por las escaleras mecánicas y por las escaleras normales subes tranquilamente. Llego justo cuando está sonando “Hurray“. Ya hay mucha gente pero claro no es lo mismo. Después de la magia del Antzoki del otro día me da que va a ser mero trámite lo de hoy. No quiere decir que estén por pasar el rato ya que defienden las canciones con ganas pero la respuesta no es la misma ni de lejos. Ellos encantados de tocar ante tanta gente y si alguno se une a la causa pues mejor que mejor. Siguen con “The Shame“, “No Afterglow“, arrancan palmas al son del bajo en “You Get What You Get” y disfrutamos de “Radio Rebelde” y “Me, Myself and I”. En “Tonight” Cecilia nos hace unos pasos de ballet con pirueta incluida. En “Playing With Fire” dan las gracias por tener la posibilidad de abrir para los Berri Txarrak y vuelven arrancar las palmas del personal para acompañar la canción. Arracan “You Got a Problem Without Knowing It” con un bat, bi, hiru, lau con la que vuelven a acordarse de la peña de Alsasua. Invitan a la gente a cantar la canción y no falta el salto de Cecilia desde la batería y las flexiones pertinentes. Se despiden con “Punk Rock Harbour” para cerrar un pase más que correcto.

Cuando salen los Berri Txarrak el BEC está hasta los topes. La parte de pista abarrotada y las gradas casi llenas. Empiezan con “Dardararen Bat“, “Zuri” y a la tercera “Infrasoinuak”. Me digo estos se tocan todo el disco del tirón. Y así es. Luego viendo la forma que han distribuido el concierto este no va a ser uno al uso. Está claro que con una respuesta tan mayoritaria de la gente tendrían que preparar algo diferente. La inmensa mayoría seguro que salieron encantados y saciados ya que la cosa se prolonga durante tres horas. Para otros pues se nos hizo demasiado largo. Pero bueno disfruto con las canciones de “Infrasoinuak”. Buenos temas cono “Spoiler!” y “Zaldi Zauritua”. Pero sobre todo con “Beude” y la coreada “Katedral Bat”. Y las potentes “Hozkia” y “Sed Lex”. Acaban con “Zorionaren Lobbya” y desaparecen del escenario. Se cierra el telón y se ve mucho meneo. Ponen más instrumentos y sillas. Cuando vuelven a aparecer han montado un escenario más mini como en plan teatrillo y se hacen acompañar por mandolina, viola y teclados para las canciones que van a tocar. Y sentados se hacen una serie de canciones que para mí cortan el ritmo pero que la gente disfruta ya que muchas dan pie para poder cantar acompañando a Gorka Urbizu. Desde la grada resulta espectacular ver a toda la gente con las manos arriba en “Eskua”. De entre todas destaca “Polígrafo Bakarra” y sobre todo la versión de Arcade Fire “Wake Up” con todos tocando levantados y con ese increscendo que logran en el tema acabando con un final memorable y todo el personal tocando desatados y que para mí es de lo mejor del bolo. Se vuelven a despedir y otra vez preparan el escenario. Y después de haber tocado ya todo el último disco queda la parte por la que no me han llamado nunca la atención. El rollo Rage Against The Machine no me va. Un rato vale pero es que se hacen un buen repaso a el resto de su discografía. No quiere decir que no haya temas que me gusten pero uno tras otro se me hace un poco pesado. Pero bueno hay están “Ikasten”, “Jaio.Musika.Hil”, “Libre” ó “Denak ez du balio“ que si me molan. También destacan “Lemak, aingurak”, “Bigarren Itzala” ó “Hitzen oinarri ahula” y lo que está claro que la gente disfruta de lo lindo y vuelve a ser la hostia ver a la gente botando al unísono o dando palmas que es todo un espectáculo.

Para los bises aparece Gorka solo y se hace “Maravillas” con toda la gente encendiendo la linterna del móvil que queda como que muy chulo. Ya con los tres en el escenario siguen con “Oreka” y el bajo de David Gonzalez llenando todo el BEC que la enlazan con la versión de “Kids” de MGMT. Acaban a todo trapo con “Oihu” y la batería de Galder Izaguirre como un motor a propulsión.

Me voy con la sensación de que si hubiese sido un concierto de duración normal con los temas de su último disco y alguno de los anteriores lo hubiese disfrutado de verdad pero de esta forma me quedo como que se me hizo demasiado largo, Pero eso yo el resto no creo que tenga pega alguna.


Lugar: BEC (Barakaldo)
Fecha del Evento: 17 de Marzo de 2018
Texto: Antonio López
Fotografías: Eider Iturriaga

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *