UFO en el Escenario Santander

Unos de los mejores grupos de rock de todos los tiempos. SI el mundo sería justo los UFO deberían estar llenando estadios como pasa con ACDC por poner un ejemplo. Alguno dirá que estoy flipado pero es que estos tíos atesoran canciones  enormes como para parar un camión. Incluso en los últimos tiempos siguen sacando discos más que disfrutables. Me atrevería a decir mucho mejores que la media que nos llevamos a los oídos. Y eso que son más más de cuarenta y cinco años en el negocio y ya parece que no tienes nada que mostrar y lo has dicho todo. Con Phil Mogg siempre comandando la nave. Es oírle cantar y parece imposible que sigua en plena forma después de la vida de excesos que se ha pegado. Lejos quedan los días de vino y rosas de “Strangers In The Night” alla por 1979. Pero aquí los tenemos de gira presentando su último disco “A Conspiracy of Stars”.  Disco que con las escuchas va ganando y lo que al principio te parece un mero trámite te encuentras con temas que merecen la pena y que se dejan escuchar sin problemas y sin que te rechinen los dientes.

El concierto es en la sala Escenario Santander y de teloneros tenemos a la banda rusa Reds’Cool. Grupo de hard-rock enérgico y con cierto toque melódico que te remiten a los años ochenta donde Whitesnake eran los amos del cotarro. Pusieron ganas y la gente muy receptiva se dejaba llevar por lo que ofrecían los rusos en el escenario. Con el cantante sin parar de moverse y con buena voz, dos guitarras efectivos y una base rítmica potente nos hicieron pasar un buen rato.

Al final hay una entrada más que decente para un recinto de aforo medio como es el Escenario Santander. Con un poco de retraso respecto a lo esperado aparecen los UFO. La banda es la misma que la de gira anterior que les había visto. Bueno, ya lleva unos años consolidada. Así tenemos a los ya clásicos Andy Parker a la batería, soberbio durante todo el concierto con una pegada perfecta y que lleva al grupo en volandas. Al teclista y guitarra rítmica Paul Raymond. Enorme en el teclado dando siempre la atmosfera adecuada a esas canciones que requieren su presencia y cumpliendo a la perfección en la labor a la guitarra. Y el más grande. El puto amo sobre el escenario. Lo de Phil Mogg no tiene nombre. Su entrega y saber estar te mete en el bote a las primeras de cambio. Es oírle cantar con ese sentimiento que pone que ya sabes que todo va a ir viento en popa. Además en un tío que le gusta vacilar y comunicarse tanto con los músicos como con la gente. En especial con Vinnie Moore con el que constantemente interactua tanto hablando como cuando Vinnie depliega sus soberbios solos. El momento en que Phil le toca a Vinnie y este todo sudado no tiene desperdicio. Vaya cara que pone Phil pero siempre de buen rollo. Y Vinne poniéndole en sobaco. Luego los más actuales con el citado Vinnie Moore y la difícil papeleta de hacer olvidar a otros guitarristas que ha tenido la banda. La sombre de Michael Schenker.siempre va a estar siempre ahí pero Vinnie aunque se le siga mirando con lupa ha conseguido adaptarse al grupo y se muestra enorme en todo momento y ha conseguido mantener intacto el espíritu de las canciones clásicas y poner su grano de arena dando un toque personal pero sin salirse del tiesto. Algo que al principio no parece que consiguió. Y por último el más joven de todos. El bajista Robb de Luca. Las comparaciones son odiosas y sustituir a un bajista tan carismático como Pete Way no es moco de pavo. Pero el tío tiene desparpajo y se mueve como pez en el agua sobre las tablas y no se limita a estar por estar y siempre dando un paso al frente alentando a la gente.

Empiezan con “We Belong to the Night”. Al principio el sonido está un poco bajo y la voz casi ni se oye. Cuestión de ajustar y a otra cosa. Un buen tema antiguo para arrancar que aunque no sea uno de esos que todos controlan es marca de la casa y chuta a las mil maravillas. Siguen con las potente “Fight Night” y “Run Boy Run”. Temas actuales que encajan perfectamente en el universo UFO y que se disfrutan sin problemas. Con la banda ya engrasada cae “Lights Out” que la gente recibe por todo lo alto. La cosa va in crescendo y la banda se muestra soberbia, se les ve disfrutando y eso se transmite al personal. Tiempo para otra nueva “Rollin Rollin” que para mí es una de las mejores de su último disco. Cae una impresionante interpretación de “Venus”. Con Vinnie Moore enorme en los punteos. Un tema para disfrutar con el despliegue de esta banda en el escenario. Todos aportando lo que hace el tema soberbio. Pero hay que hacer bailar a la gente así que mejor manera que con “Only You Can Rock Me”. No hay quien se resista a esta canción y todo dios a corear el estribillo como si no hubiese mañana. Bajan las pulsaciones con “Burn Your House Down” pero qué manera de cantarla de Phil Mogg. Con esos movimientos apretando la mano que parece un cantaor flamenco. Todo entrega y mucha clase. Es oír las líneas de bajo tan característico y ya reconocemos “Cherry”. Otra demostración de esta banda que hace pequeño a cualquier grupo que se ponga por delante. Marcando los tempos a la perfección y otra vez y ya sé que me repito pero Phil Mogg se sale. Para la siguiente darnos la estocada y de qué manera. Un “Love to Love” que pone las piel de gallina al más pintado. La aportación soberbia de Vinnie Moore y Paul Raymond elevan el tema a otra dimensión. En la gloria es poco. Para la recta final cae “Messiah of Love“ y un correoso “Makin’ Moves“ para poner la guinda al pastel con “Rock Bottom“ que pone fuera de sí al más sereno del planeta. Con la parte para que Vinnie se luzca y  que aprovecha al máximo.

En los bises nos acaban de matar. Empiezan con “Doctor Doctor“ que todo dios disfruta, coreando el estribillo, y que pone de bote en bote la sala. Acaban a lo grande y saciando nuestras expectativas con “Shoot Shoot” que es un no parar y que te deja el cuerpo como la seda. Es el punto final. Se despiden y en plan vacilón suena el “Strangers In The Night” de Frank Sinatra. Yo al día siguiente es lo primero que hago al llegar al curro. Ponerme los cascos y que suene ese disco.


Lugar: Escenario (Santander)
Fecha del evento: 05 de noviembre de 2015
Texto: Antonio Lopez

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *